Seguir por email

martes, 30 de diciembre de 2014

La demonización de los cambios

Cuando un ser humano se equivoca lo más probable es que solicite una nueva oportunidad para hacerlo bien. Eso sucede en la casa, en la relación de pareja, cuando tienes un 3,9 en un ramo, cuando estás reprobando por inasistencia, en fin, equivocarse y las segundas oportunidades van de la mano.

En este país ocurre algo bien particular con estas segundas oportunidades. Pese a que somos re buenos para pedirlas no es lo mismo cuando nos toca darlas. Cualquier error que tengas en tu vida te condenará para siempre y se te enrostrará a la primera oportunidad.

Peor aún, si dijiste algo, si tienes una opinión sobre un tema, si adoptas un estilo de vida no se te está permitido cambiar por nada del mundo. Lo que dices debe ser ley hasta el final de tus días.
Y no es que yo lo piense así, sino que la masa llamada sociedad te condena, sobre todo si está detrás de un computador. Ni hablar si se trata de una persona pública que hace 5 años pensaba de una forma y hoy piensa distinto.

¿Es qué acaso la gente no tiene derecho a cambiar después de todo lo que ha vivido? Más encima hacen juicios de las personas como si ellos mismos nunca hubiesen cambiado de opinión con respecto a un tema.
Yo mismo, fui vegetariano durante 13 años de mi vida y ya no lo soy más, ¿eso me hace menos persona? ¿me hace despreciable el no haber seguido siendo un vegetariano?

Por favor, todos tenemos derechos a cambiar, a pensar distinto, a vivir distinto a como lo hicimos hace algunos años. No es delito, ni pecado, ni nada malo el cambiar. Si cambias tú ¿por qué no podría cambiar otra persona?

"Cambia lo superficial, cambia también lo profundo, cambia el modo de pensar, cambia todo en este mundo."

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

martes, 23 de diciembre de 2014

Los 7 pecados capitales

Recuerdo cuando vi esa película que quedé fascinado con la mente del asesino que si bien es cierto hizo cosas que yo nunca haría, dejó al descubierto una sociedad entera. Nos mostró abiertamente nuestros vicios que no son muy distintos a los que realmente están agobiando a nuestra sociedad:
Lujuria: es cosa de ponerle atención a las letras de los reggaetons que muchas veces escuchan nuestros hijos y hasta los bailan. Peor aún, muchas mamaes y papaes se lo celebran y alientan a que se muevan "sexy". Es el llamado siempre presente de esta época. Que no te extrañe que las relaciones sexuales ahora comiencen a los 12 años.
Pereza: estamos como en el capítulo de Los Simpsons cuando Homero sale electo alcalde con su lema "que otro lo haga por mí". Queremos ganar mucho dinero sin trabajar. Queremos que todo sea a nuestro modo, pero sin siquiera intentarlo. La premisa es quedarse sentado y reclamar desde el pc para que toda la sociedad se arregle.
Gula: se aplica no solo en la comida, sino en el tener y tener aunque no lo necesitemos, solo por acaparar. Si es gratis, mucho mejor, porque aunque no me sirva lo debo tener, debo consumir eso. Es una verdadera competencia para dirimir quién consume más de algo.
Envidia: "oye mira, el vecino cambió el auto, vamos a tener que cambiarlo nosotros". "No te preocupes hijo, te compraré una pelota más grande que la del vecino". ¿No lo has escuchado o vivido aún? Ligerito llegará Quico con su pelota cuadrada y tú vas a comprarle una triangular a tus hijos.
Avaricia: puedes tener muchas cosas, pero siempre quieres un poco más, ¿para qué conformarse con solo una tele si puedo tener 5? Y me importa un comino si dejo a alguien sin eso que tanto quiere si yo voy y lo compro todo. Si todo es para mí entonces soy feliz (¿?).
Soberbia: eso de la mentalidad ganadora se entendió mal, está bien sentirse capaz de todo, pero hay que conocer sus propios límites, no te creas el mejor, porque siempre puedes aprender algo más. Siempre habrá alguien que te pueda ayudar o entregar nuevos conocimientos, ya sea en tu área o en otra.
Ira: dale una mirada a las noticias y a eso de las "detenciones ciudadanas". Para combatir la violencia de la delincuencia se hace con más violencia y eso es consecuencia de la ira, de esa rabia acumulada que ya quiere manifestarse de algún modo.

Andrew Kevin Walker, guionista de esa película, no estaba tan lejos de la realidad.

Mi fe en las personas sigue intacta, sé que podemos ser mejores y hacer de esta sociedad un buen lugar para vivir, solo depende de las ganas.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

martes, 16 de diciembre de 2014

Necesidades del siglo XXI

Por estos días es cuando más me asombro del cambio de la sociedad chilena. En la década del 80, cuando era raro ver a las mujeres trabajando fuera de casa, las prioridades y necesidades las entregaba el cuerpo y no una agencia de publicidad. Había necesidad por alimentarse y vestirse.
La Navidad se vivía distinto, o tal vez era yo el que la veía distinto, notaba un ambiente más festivo, más familiar, con puros mensajes de compartir, amar, perdonar.
Era clásico esperar esos días previos a la Navidad cuando en televisión me veía todas las películas con historias como "El tamborilero", "La niña de los fósforos", "Cuento de Navidad", "Rodolfo el reno" y otras tantas.

Hoy veo en el computador mensajes  que me sorprenden y alarman. Compartir ya no es el llamado para la Navidad, sino que lo es el consumir, el comprar y mientras más caro sea el regalo mucho mejor. Me asombro de ver que hay familias que se endeudan para comprar aquello que el niño o la niña le pidió al viejo del saco rojo. No sé si era solo yo, pero recuerdo que nunca pedí regalo, sino que aceptaba lo que llegaba.

Las necesidades cambiaron. En los tiempos que vivimos se puede leer mensajes que dicen: NECESITO un televisor. NECESITO un auto. NECESITO sushi. Y así suma y sigue.
¿De verdad un televisor es una NECESIDAD?

¿Qué nos pasó? ¿En qué nos convertimos?
Ya, si está bien querer tener una tele, un auto, un tablet o cosas como esas, pero de ahí que sea una necesidad hay un abismo, al menos lo hay para mi visión de mundo.

Siempre creí que esa película de Schwarzenegger era solo una comedia, pero ya el año pasado  y este año veo que eso de buscar el regalo hasta en la China para "conservar la magia de la Navidad" es una realidad patente. Ya lo fue con el famoso Furby, ahora quizás con qué sea, pero ya se ve gente que NECESITA con URGENCIA tal o cual juguete.

Vamos, aún es tiempo, no dejes que el consumismo te termine consumiendo a ti mismo.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

jueves, 11 de diciembre de 2014

El dilema de los premios

Mi hijo está terminando ahora su Primero básico y en su colegio se hacen premiaciones (como en casi todos) para los promedios más destacados, y puede que mi hijo esté entre ésos. Pero puede que no también, no lo sé, la cosa es que yo me siento tan feliz y orgulloso con o sin ese premio.

El problema en este caso no es el premio en sí (prefiero que eso lo haga yo como padre y no el colegio, pero ya es tema mío eso), el problema es que se hace ir a todos los peques, es decir, los niños de primero básico que no sean premiados igual estarán ahí y puede que alguno se sienta menos y hasta que se ponga triste por la frustración de no estar en el escenario.
En mis años de colegio también fui premiado, pero no le pedían a todo el curso que estuviera presente, solo quienes recibiríamos ese reconocimiento, lo cual me parece mucho más sensato.

Ya sí, es cierto que antes he dicho que los peques deben aprender que no todo en la vida lo pueden conseguir fácilmente y que sí es bueno que vivan algunas frustraciones, pero acá hablamos de educación, no de una competencia, no de algo que me haga mejor o peor por aprender antes que otro.

Tal vez tu hijo o hija no esté entre los promedios más destacados, pero eso no debe ser tema para ti, quizás a él o ella le cueste un poco más concentrarse o ser disciplinado, pero eso no debe ser causa de tu enojo ni de reproches hacia el peque, todo lo contrario, es motivo para que apoyes más y refuerces lo que quieres que mejore. Juntos será más entretenido y él o ella se sentirá mucho más amado con ese apoyo que con el premio que pueda recibir en una ceremonia glamurosa.

Otra cosa que debemos tener en cuenta nosotros como padres y madres es que cada uno de nuestros hijos tiene sus propios tiempos para aprender, no te espantes si el niñito del vecino aprendió a leer antes y mejor que tu hijo o hija, eso no quiere decir que tu peque sepa menos, ni que es menos persona, para nada, solamente aprende más lento. Reitero, esto no es una competencia, es un aprendizaje individual.

También en el curso de mi hijo ocurrió que la profesora le sugirió a 3 apoderados que hicieran repetir a sus hijos porque no sabían leer de corrido. Por favor, repetir un año entero por algo que ya saben hacer pero no a la misma velocidad que el resto me parece lo peor de este sistema educativo que segrega hasta por la cantidad de conocimientos que tiene un niño o niña previo a entrar a un colegio (muchas de las pruebas de admisión en los colegios buscan eso precisamente, tener el mismo nivel en los niños y niñas que entran).
Esto es tan simple como decirle a ese papá y a esa mamá que su hijo en particular lee un poco más lento que el resto y que sería bueno que en casa le refuercen el tema de la lectura durante el verano, o sea, menos tele y más lectura, así de simple.

Vamos adelante, la educación no es solo responsabilidad del colegio, también es de nosotros como padres y madres. Y si en este proceso podemos ser un aporte para el colegio tenemos la responsabilidad de hacerlo, de invitar a que las autoridades también reflexionen sobre como se están haciendo las cosas en su establecimiento.

Me declaro un padre orgulloso de mi hijo que termina su Primero Básico, y no por sus notas sobresalientes, sino porque con esfuerzo y dedicación ha aprendido durante todo este año, y gane o no ese premio yo lo amo más que ayer.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.


martes, 9 de diciembre de 2014

El campeonato "raro"


El sábado recién pasado  ha finalizado el Campeonato Nacional de fútbol que quedará en la historia como el "campeonato raro" y no solo por lo que dijo Julio Barroso a poco de terminar.
Lo que primero llama la atención es el nombre del torneo: "Campeonato de Apertura 2014-2015". Estamos en el 2014 y ya terminando el año, pero raramente se le llama "Campeonato de APERTURA"... es que somos tan europeos que tenemos que hacerlo igual que ellos. Aunque a decir verdad, me gusta más ir al estadio en las tardes de verano que en las de invierno. Es una "rareza" que me agrada.


Es raro que en la quinta fecha del campeonato un comentarista deportivo diga abiertamente que el torneo está hecho para que lo gane quien finalmente fue campeón. Pero OJO, con esto no quiero decir ni asegurar que el campeonato estaba arreglado, pues para eso se requieren muchos más actores que los involucrados en establecer la calendarización de cada fecha. Solo digo que es raro.

A este último partido llegaron 3 equipos con posibilidades de campeonar. Dos se mataban entre ellos, así que como consecuencia de eso el equipo con más opciones era el que viste de azul. Sin embargo corrían los 90 minutos de juego y estaban con el marcador en blanco en ambos estadios. Ahí vino el cobro del penal para la U y luego los goles de Santiago Wanderers que coronaban campeón al cuadro universitario. Justo antes de eso hubo una mano en el área de los porteños que merecía la misma sanción que la aplicada en el Nacional, pero no fue, ya no se hizo y no hay nada que lamentar.

Como hincha de Colo-Colo puedo decir que nos farreamos el Campeonato, perdimos puntos en casa que nos costaron caro. Como no recordar esa derrota frente a O'higgins en un partido que jugamos muy bien. También recuerdo ese empate contra Ñublense jugando mal y es ahí cuando me siento más responsable, porque de todos los que estábamos en el estadio ese día ninguno fue capaz de levantar al equipo y llevarlo al triunfo. En el fútbol se juega dentro de la cancha, pero también fuera, porque para el jugador es importantísimo el aliento, y cuando ese aliento se convierte en crítica negativa entonces logras lo que justamente no quieres: la derrota.
En el partido del sábado se jugó mal también, el fútbol de Wanderers complicó siempre y no tuvimos la claridad para siquiera inquietar al portero de ellos. Que si tuvo que ser expulsado Viana por agredir a Flores, que si fue penal no sancionado, ya pasan a segundo plano. Se tuvo siempre la posibilidad de ganar en cancha, pero no se logró, se jugó nublado completamente y ahí están las consecuencias.
La U fue un justo campeón (o campeona).

Para finalizar con la rarezas nuevamente me sorprende la reacción de los jugadores de Universidad de Chile al obtener un triunfo frente al archirrival. Ya lo habían hecho cuando nos golearon 5 a 0 y después 4 a 0 con esas fotos mostrando los dedos. Ahora repiten la burla con esa foto de todos haciendo como que lloran.
Puedo esperar memes y burlas de los hinchas del fútbol, pero ya cuando lo hacen los profesionales de la actividad encuentro que es una bajeza tremenda que no se condice con la nobleza del deporte. Está bien celebrar, pero ya la burla raya en lo burdo y grosero.
Solo espero que los jugadores de mi equipo estén a la altura cuando nuevamente nos toque ganar, como ya lo han estado antes.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

martes, 2 de diciembre de 2014

Chile levántate

"Chile levántate da un paso más, juntos de la mano lo vamos a lograr".
Más que una canción estas frases reflejan lo que somos los chilenos y chilenas. Esto somos nosotros, un país que cada cierto tiempo se ve agitado por alguna catástrofe y que necesita levantarse.

La Teletón no es una catástrofe, al contrario, es una bendición, es un remezón en esta vida tan agitada, es un tirón de orejas para que nos demos cuenta que no estamos solos en este país y que todos somos uno.
La Teletón es trabajar juntos para conseguir los objetivos, porque eso somos nosotros, un país solidario que se toma de la mano y lucha para salir adelante. No lo hacemos solos, porque juntos tenemos más posibilidades de lograrlo.

Que si don Francisco se embolsó o no mil millones de pesos ya pasa a segundo plano, seguirá siendo un mito y una excusa para quienes no quieren subirse a este tren llamado Chile.
Sí, porque Teletón solo es una instancia más para hacer de Chile un buen lugar para vivir, eso es lo que se construye a diario entre todos. Aislarse de esta realidad y trabajar solo más temprano que tarde te llevará al fracaso absoluto, te darás cuenta que no sirve de nada conseguir objetivos si no tienes con quien compartirlos.

Nuevamente lo hicimos, nuevamente levantamos a este país y entre todos logramos el objetivo final. Tomados de la mano el camino se hace en bajada y con menos piedras.

¡Arriba Chile!



Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

jueves, 27 de noviembre de 2014

Con perdón, sin olvido

Cuando perdonas es porque recuerdas, si lo hubieses olvidado ya no tendrías nada que perdonar. Así funcionan las relaciones humanas, sobre todo las de pareja.

Es muy difícil encontrar en esta época matrimonios con más de 10 años juntos, y los que hay es porque entendieron y rescataron siempre lo bueno de su relación. No es que esas parejas no hayan tenido problemas, es más, muchos de ellos pasaron por verdaderas tormentas, pero ahí están, juntos, compartiendo una vida felices, caminando por la vida tomados de la mano para hacer frente a los vientos fuertes.

Para ellos y ellas junto con los problemas existió el perdón. Sí, porque perdonar no es exclusivo de Dios, pues de ser así solo quienes somos creyentes conoceríamos lo qué es. El perdón es humano, es abrazar a esa persona que te hizo daño y empezar juntos a enmendar el camino.
Ese perdón no va de la mano con el olvido, al contrario, el recuerdo de la causa de la tristeza siempre estará y será algo que no podrás borrar ni de tu mente, ni de la mente de la otra persona. Ese recuerdo permanece no por un capricho o rencor, sino porque es algo que te dejó una marca en el alma (esa misma alma que Felipito, el amigo de Mafalda, nunca pudo explicar qué es).

El olvido no existe cuando se trata de cosas del corazón, pero no es malo, no es negativo que no exista, porque nosotros los humanos necesitamos recordar nuestras caídas para no tropezar de nuevo. Claro, somos especialistas en embarrarla, algunos lo somos más que otros, y hasta podemos cometer los mismos errores, pero eso no es por olvido, es porque nunca quisimos aprender nada más.

No culpo a quienes se cansan de que su pareja cometa tantos errores y finalmente lo o la deje.
Destaco a quienes sí pudieron perdonar y continuar el camino juntos. Destaco a quienes en el momento de la tormenta pudieron calmarse y mirar hacia atrás para hacer el balance de lo que ha sido su vida juntos, porque fue en ese momento en que pudieron ver el vaso medio lleno y se dieron cuenta que los momentos de felicidad eran tantos que hubiese sido injusto terminar la relación por esos pocos momentos de tristeza.

"Solamente aquel que es bastante fuerte para perdonar una ofensa, sabe amar."

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

miércoles, 19 de noviembre de 2014

La cara oculta de la Teletón

Recuerdo que cuando niño me preparaba desde octubre para lo que sería ver la Teletón. Juntaba unas cuántas monedas para cooperar y empezaba a pensar cómo hacer para poder mirar íntegramente la famosa Vedetón, cosa que nunca conseguí. Hubo un año que hasta me prepararon papas fritas tipo chips para degustar durante la noche. Hasta me aprendía las canciones de los comerciales y ni hablar del himno oficial, me lo sabía a los dos días después que lo lanzaban.

Esto que me pasaba a mí le ocurría a una gran cantidad de chilenos y chilenas, casi todos diría yo, pero algo cambió en la última década. Puede ser Internet, pueden ser las ganas de destacar, figurar, puede ser el famoso "empoderamiento" de la población, pero lo cierto es que ahora Teletón no es algo que une, sino que divide a parte de mi pueblo.

Ha surgido el mito urbano de que don Francisco cobra por lo que hace, que tiene multimillonarias ganancias, pero para mí no es más que eso, un mito, un rumor de pasillo, pues nadie tiene la certeza de que así sea, porque nunca se han exhibido pruebas de que eso suceda. Hace un tiempo era un 1% su ganancia, ahora se dice que es un 5%, quizás el próximo año digan que es un 10%. En fin, por último si el hombre cobra por lo que hace no le veo lo malo, es su trabajo y él verá que precio le pone. 

Qué las empresas lucran, que se eximen de pagar impuestos, que no deberíamos subsidiarlo nosotros y tantas cosas más que se dicen en los días previos a la Teletón que al final lo único que buscan y/o consiguen, es que se pierda el real foco de esta campaña.

La cara oculta de la Teletón no son esos "negocios", no es el sueldo de cada uno de los que participa ni es si el Gobierno debe hacerse cargo o no de esta institución, la cara oculta es toda esa gente que se ha visto beneficiada con el trabajo que ahí se realiza, es la sonrisa del niño o niña que deja de ser un estorbo en la casa para empezar a sentirse querido y útil para el mundo. La Teletón no es un negocio, es alegría, es trabajo, es dedicación, es cariño, es entrega, es satisfacción, es emoción.
La cara oculta de la Teletón es aquella que no puedes ver por estar empecinado en escribir en contra de don Francisco, de las empresas y del Gobierno desde tu iphone o notebook de última generación.

No sabes como te entiendo pues también estuve un tiempo en esa vereda, creyéndome el dueño de la verdad y asegurando que todos los rumores eran ciertos, pero ahora puedo ver desde otro prisma lo que es la Teletón y lo mucho que significa para la gente de mi país.

Que el Gobierno debe hacerse cargo puede ser, me gusta la idea, pero ten ojo con lo que pides, porque eso significará que se reduzca el presupuesto en otras áreas.
¿Estás dispuesto a eso? ¿Estás dispuesto a subsidiar durante todos los días de tu vida a esta institución en vez de hacerlo una vez al año? ¿Tienes alguna otra idea?

Teletón somos todos.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

jueves, 13 de noviembre de 2014

Pantalón inoportuno

Todo varón que se digne de tal ha pasado alguna vez por esta situación, y quien no lo ha vivido le contaré que no se salvará, en algún momento le ocurrirá.
Comúnmente ocurre en la época de colegio debido a la gran variedad de movimientos que ejecutamos con nuestro cuerpo, pero los jóvenes y adultos que ya pasaron esa etapa no están exentos de aquello, es más, cuando les ocurre es peor.

Me refiero a ese terrible momento en la vida del hombre cuando se te raja el pantalón justo en el trasero, y no hablo de un pequeño tajo, sino que de una zanja que deja al descubierto aquello tan preciado y tan íntimo para ti como lo es el calzoncillo de Mickey Mouse que te pusiste.

Y como somos bien machos para nuestras cosas nunca, pero NUNCA, andamos con aguja e hilo en nuestro bolso o bolsillo. Si por algún accidente de la naturaleza esas cosas están a nuestro alcance, tampoco sabríamos muy bien que hacer con ellas, con suerte podríamos enhebrar la aguja, todo un arte milenario traspasado de generación en generación por las féminas.
Sí, existen los sastres que saben hacerlo, pero la realidad indica que JAMÁS  a un sastre se le raja el pantalón, solo a los simples mortales.

¿Qué se hace en ese momento? Se agarra el polerón o chaleco y aunque quedes al borde de la hipotermia te lo amarras a la cintura para no dejar ver el pantalón rajado. Ya como medida desesperada en el trabajo agarras la corchetera y llenas el pantalón de metal, tanto que llegas a parecer Robocop cuando caminas, con la salvedad que tus nalgas quedan con más perforaciones que colador, pero ahí vas, caminando digno por la calle, pero más perseguido que ladrón primerizo.

Sea la situación que sea y el lugar en que te pase siempre será un momento de los más incómodos que cualquier hombre pueda pasar.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

martes, 21 de octubre de 2014

Los habitantes de Guantánamo

Muy probablemente hayas oído hablar sobre Guantánamo o quizás lo leíste por ahí. El hecho es que esta pequeña ciudad cubana, es la que alberga desde hace más de un siglo una cárcel norteamericana, en la cual habitan muchos presos políticos.
Paradojalmente es en Cuba donde Estados Unidos tiene albergada esta cárcel.

Hace poco se dio a conocer que el Gobierno de Obama dejará libre a más de 100 personas de esa cárcel pues dicen que no se justifica que estén todavía detenidos. Además dicen que no representan peligro para la sociedad.

Es ahí donde quiero detenerme. El Gobierno de Estados Unidos los dejará libres y aseguran que no son peligrosos, pero inexplicablemente se niegan a recibirlos de vuelta en su propio país, por lo que están buscando otros países donde alojarlos. Y adivina... sí, uno de esos países es Chile. Desde el 2010 que han enviado cartas a la Moneda para solicitar que abramos las fronteras para que lleguen estas personas. Aún no hay respuesta formal.

Si no son peligrosos, si se les levantó la condena ¿Por qué no los reciben en su propia casa? ¿Acaso Chile es un albergue abierto para esos países que quieren dejar aquello que no les gusta tener en casa? Y no solo Chile, son varios los países que recibirán a estas personas que supuestamente no son peligrosas para la sociedad, pero como no son bienvenidos en su propio país entonces a mí me cabe la duda de si es tan real aquella información.

No digo que no los recibamos, pues soy de la idea de que el planeta es para todos, no solo de algunos, pero no por eso me voy a declarar a favor de la medida que denigra y discrimina a seres humanos que son tan dignos como yo.

Lo más llamativo de todo esto es que más encima en muchos lugares se aplaude esta medida de Estados Unidos pasando por el lado este denigrante trato hacia esta gente.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches

jueves, 9 de octubre de 2014

Solos en la noche

El libro de Rodrigo Fluxá comienza relatando los acontecimientos ocurridos la noche del 2 de marzo del 2012 y madrugada del día siguiente, que finalmente llevan a la muerte 25 días después al joven Daniel Zamudio.

Esta investigación periodística busca desentrañar (y lo logra) no solo los motivos por los que Daniel encuentra su fin aquella noche, sino también todas las circunstancias que llevaron a otros 4 jóvenes a encontrarse con él en ese lugar, a esa hora y darle de golpes hasta que se aburrieron.

En el juicio también se vislumbran las motivaciones para golpear a Zamudio y si bien esto sirvió para que se creara una Ley Antidiscriminación (según el autor es solo un cúmulo de buenas intenciones, a lo que adhiero), hay que mencionar que en ningún momento a Daniel se le asesinó por su condición de gay, nunca se le discriminó por eso por parte de sus agresores.

Si no vas a leer el libro continúa leyendo esta nota, de lo contrario cambia de sitio web y empieza con la lectura de esta investigación para que descubras por ti mismo lo que llevó a este joven a este trágico desenlace.

Daniel estuvo en el lugar equivocado, a la hora equivocada y en un estado inadecuado.
La ingesta de alcohol de este muchacho lo llevó a quedarse dormido en una banca de una plaza, donde posteriormente lo encontraron sus victimarios y después de mucho bromear con él, producto también de los efectos del alcohol, descargaron toda esa rabia acumulada que tenían contra su vida misma, contra la sociedad que nunca los comprendió ni amparó, contra su familia que casi no existió.

Este libro no solo sirve para conocer los pormenores de un terrible caso policial, sino también para reflexionar sobre nuestro rol como padres y como miembros (y constructores) de una sociedad.
¿Estamos haciendo bien nuestro trabajo?
¿Tenemos hijos para desquitarnos con ellos de todos nuestros males o para amarlos y criarlos en un clima donde puedan crecer en armonía?
¿Qué tanto sé de la vida de mis propios hijos e hijas?

Vamos, aún estás a tiempo de dejar de mirarte el ombligo y darte cuenta que al lado tuyo hay muchas más personas que también tienen problemas y que también buscan soluciones. Juntos la tarea se hace más fácil.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

viernes, 22 de agosto de 2014

Una curiosa impunidad

Comenzando esta semana, en la comuna de Recoleta, hicieron una emboscada a un vehículo en el que viajaban 5 personas, 2 de ellas murieron en el lugar, un tercero falleció al llegar al hospital y el cuarto perdió la vida durante la semana, solo sobrevivió 1.

Lo curioso es lo que se conoció sobre esta gente los días posteriores, y es que si bien eran jóvenes que hacían cosas buenas, también hacían de las otras, de hecho, es por eso que tuvieron un fin tan trágico y digno de un guión de Hollywood, pero lo que me llama poderosamente la atención no es eso.


"Joker" era el apodo de uno de ellos, líder de una barra de fútbol, el cual según su propio padre no tenía más trabajo que ser justamente, el líder de la barra. Lo curioso es que tenía a su haber 2 vehículos deportivos y muchos bienes más, entonces cabe la pregunta ¿de dónde sacó el dinero? 

Es ahí donde viene la conclusión: si es dirigente de barra quien le paga un sueldo debe ser el propio club, o sea, lo que desde hace muchos años es un supuesto, en el último tiempo se está confirmando.

Es curioso que SII investigue, fiscalice y sancione a quienes evaden impuestos y no haga lo mismo con aquellas personas que adquieren bienes sin declarar ingresos. Es curioso que los dueños de los clubes de fútbol digan que no tienen nexos con las barras si les pagan sueldos a sus dirigentes. Es curioso que uno de esos "patrocinadores" de estos dirigentes de barra haya llegado a ser Ministro del Deporte y nunca haya sido investigado.


No deja de llamar la atención que pese a que existen leyes que prohíben estos nexos, gente como Ruiz-Tagle, el diputado Hasbún y el mismo Piñera, hayan llegado de manera impune a ejercer cargos públicos.

¿Tendremos que culpar a "Joker", "Pancho Malo", "Anarkía", "Kramer", "Barti" por tener un sueldo? No, como dice el viejo y conocido refrán, la culpa no es del chancho, sino del que le da el afrecho.


Y ahí están ellos, dirigiendo nuestro país y las empresas que nos controlan.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

martes, 19 de agosto de 2014

Hacer del dos

Es algo que hacemos todos, pero que igual nos causa un poco de pudor hablarlo, hasta se puede encontrar asqueroso comentar el tema, más aún si estamos comiendo algo, así que deja de lado lo que tengas en la mano ahora mismo, sobre todo si tiene manjar.

Muy bien, comencemos.

Defecar, hacer popó, hacer caca, sentarse, voy donde Carlitos, todas se refieren a lo que tan elegantemente se le conoce como hacer del dos. Y esto es todo un evento para el ser humano.
Esa primera vez en que le avisas a tu mamá, o papá que quieres hacer caca nunca se ha tomado como algo asqueroso, todo lo contrario, hasta te aplauden si les dices que quieres hacer caca, te premian, te hacen show y hasta te limpian y lavan. Después de eso agarran el teléfono y llaman a tus abuelas, tías, tíos, a todos los que se pueda llamar para decirles que tú avisaste que querías hacer caca, y obvio, te sientes el niño o niña más maravilloso del mundo.

Cuando creces, hacer del dos sigue siendo todo un evento. De niño te llevas juguetes al baño, de adolescentes te vas con el teléfono y de adulto ya llevas un libro, una revista o lees las etiquetas del shampoo, del desodorante ambiental, del jabón y de todo lo que pilles.
Hay gente que le alcanza con leer una etiqueta, pero hay otros que se pueden leer hasta "El Señor de los Anillos" completo antes de terminar.

Y si esas ganas te pillan fueran de casa, ahí sí que es todo un evento, hasta se puede transformar en un drama. Hay culos elegantes que solo hacen del dos en su propio baño, no en otro. Ni hablar de hacerlo en un baño público, ahí se te frunce todo. Incluso les cuesta hacer en la casa de la hermana, mamá, tío, tía, etc.
Hay otros culos que son como estar parado en plaza Italia, todo sirve, incluso esos baños químicos que tienen una mezcla de olores y no de flores precisamente. Es que cuando el llamado de la selva te llega da lo mismo donde sea, solamente hay que hacerlo.

Hacer del dos fue, es y será siempre un evento.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

miércoles, 6 de agosto de 2014

Conflicto Palestina - Israel

Son muchos los años que han pasado desde que se inició esta mentada guerra entre ambas naciones. Razones políticas, religiosas y territoriales son las que separan a estos dos mundos y que hoy los tienen sumidos en un mar de sangre.

Cada vez que estalla una de estas batallas que ellos libran a cada rato, aparece en los medios de comunicación una sección o algo llamado "Para entender el conflicto israelí-palestino".

Yo no sé a que le llaman "entender", porque la verdad es que para mí una guerra no cabe en mi cabeza. Podría conocer las razones que desencadenan la guerra, pero de ahí a ENTENDERLA, por favor, eso nunca.

Han muerto ancianos, hombres, mujeres, niños y niñas, ¿y pretenden que eso lo entienda yo?

Es cierto, tienen sus razones y son tan de ellos que yo no me la juego por apoyar a ninguna parte, ambos bandos han asesinado a otros y seguirá siendo así porque así es como les gusta tratarse a esta gente.

No, yo no ENTENDERÉ que dos seres humanos peleen entre ellos hasta matarse, menos entenderé una guerra donde son muchos los fallecidos, donde todos pierden y nadie gana.
Lo único que me queda es rezar por esta gente para que su corazón se vaya ablandando y comprendiendo que dos seres humanos pueden ser distintos, sentir distinto y tener distintos gustos, sin que eso dañe al otro.

La guerra solo es la expresión máxima del egoísmo y falta de amor, no permitas que eso se apodere de tu vida.

Buenos días, buenas tardes, buenas  noches.


jueves, 17 de julio de 2014

Discriminación disfrazada

Mis primeros años en el colegio los pasé en uno municipal, que luego pasó a ser Particular-subvencionado. En esa primera etapa conocí gente que provenía de distintos estratos sociales, pero no había una diferencia marcada por la sociedad en cuanto a eso, todos éramos y nos sentíamos iguales.

Hoy se plantea una reforma educacional que propone terminar con los colegios particulares-subvencionados y así acabar con la segregación que se hace actualmente en esos colegios, donde los niños y niñas son sometidos a pruebas y entrevistas para ver si son "aptos" o no para ese establecimiento.

Muchos están en contra y dicen, oficialmente, que es porque el Gobierno no garantiza con esto la mejora en la calidad de la educación. Pamplinas, lo que realmente temen es que sus hijitos e hijitas se "mezclen" con gente que no es de su mismo estrato social. Lo sé porque lo he leído y escuchado por parte de esos padres y madres que marchan y hacen protestas para que la reforma no se aplique. 
Discriminan por la condición social, eso es lo que hacen con estos temores absurdos.
Aseguran que con la llegada de estos niños y niñas a "sus" colegios, llegará también la delincuencia y bajará la calidad de la enseñanza al permitir la llegada de gente "flaite".

¡Por Dios!, disculpe la palabra, pero me parece una pelotudez lo que dicen. Es equivalente a decir "ellos no son seres humanos" o "mis hijos son mejores que esas personas".

Dejen la tontera de una vez, estamos hablando de seres humanos, de niños y niñas que no tienen nada distinto y que son tan dignos que mis hijos.
Ojalá aprueben esta reforma. Ojalá mis hijos tengan de compañeros y compañeras a personas que tienen menos poder adquisitivo o más. Quiero que ellos se palpen de la realidad, quiero que visiten casas distintas a la suya, que vean que no todos pueden tener lo mismo y que hay que esforzarse para conseguir los objetivos. No los quiero en una burbuja que les muestre lo bonito y crean que todo es color de rosa en el mundo.

Vamos adelante con esta reforma, vamos adelante con la dignidad de todos los seres humanos.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.


jueves, 10 de julio de 2014

¿Aprender o tener buenas calificaciones?

En Chile la mayoría de nosotros se educó con el método prusiano de enseñanza, es decir, todos bien alineados, separados en cursos por rango de edad y sometidos a evaluaciones con nota para determinar de ese modo quien "sabe más", quien "aprendió más" y así al final de año darle un reconocimiento por dicho "mérito". Nuestros hijos, lo más probable, es que se estén educando con dicho método.

¿Sabía usted que no es el único método de enseñanza que existe?
Pues no lo es. Tal vez es el único que conocemos y nos hemos adecuado a él, a tal punto que se nos hincha el pecho cuando nuestro hijo o hija llega con un 7 a la casa y obtiene un promedio sobresaliente. Es ahí cuando se lo contamos a todo el mundo y decimos que nuestro pequeño o pequeña es el ser humano más inteligente del mundo, o sea, estamos midiendo la inteligencia con una escala de notas.

Hay muchos métodos más que se aplican en Chile (más información en este blog), pero son minoría, sin embargo el que sean menos no quiere decir que sean malos o que no enseñen lo mismo que el método prusiano. Todo lo contrario, enseña mucho más que eso pues no necesariamente se basan en calificaciones de 1 a 7, sino en evaluaciones donde se aprecia el objetivo final: ¿aprendió o no la niña o el niño?

La educación personalizada es el ideal para el método prusiano, pues en cursos de menos alumnos se puede trabajar de una mejor manera y poniendo enfásis en cada niño o niña por sobre la masa que llega a marear al profesor o profesora. Es así como el docente lo único que alcanza a hacer es pasar los contenidos determinados por el Ministerio de Educación. Bueno, la educación personalizada permite ir un poco más allá.

También están métodos como el Montessori, Freinet, la gran aventura educativa, Waldorf, Etievan, Proyecto Optimist. Esos por nombrar a algunos donde el enfásis no está en los contenidos ni en las calificaciones, sino en el desarrollo integral del ser humano. Algunos de estos métodos son en base a juegos donde el niño y niña hace lo que más le gusta y además aprende.
No hay ceremonia final de premiación, ni libreta de notas, pero lo que sí hay es niños y niñas felices que NO compiten por un premio, por una nota y que no se frustran cuando no lo logran. Junto con ello hay padres y madres igual o más orgullosas que aquellas cuyos hijos tienen "notas destacadas".

Ya, sí, concuerdo que una buena calificación te pueda poner feliz y orgulloso o orgullosa, pero ¿es que acaso no te sientes orgulloso de tu hijo o hija solo por el hecho de que exista? ¿Depende de una nota que infles tu pecho por tus pequeños?

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

lunes, 7 de julio de 2014

Rico e inteligente

Todos los que pasamos por el colegio sabemos lo crueles que pueden llegar a ser nuestros pares cuando somos pequeños y es por lo mismo que siempre estamos pendientes de nuestros hijos, lo cual no quiere decir que ellos no vayan a pasar algún tipo de mal rato durante sus juegos escolares.

Particularmente, conmigo no fue la excepción.
Desde pequeño me hicieron sentir que no era una Adonis precisamente. Los sobrenombres que me pusieron no eran lo más lindos del mundo (no creo que alguno lo sea), pero sí me hacían sentir menos, me tiraban para abajo, sobre todo cuando hacían burla de mí por mi apariencia física.
La pasé mal, es cierto, pero por mi personalidad no fue algo que me desmoronó, pues me encargué de destacar en otras cosas. Ya sabía que modelo no sería, así que tenía que desarrollar otras cualidades. Fue así como me apegué a la lectura y escritura, además del deporte, con lo cual yo me daba ánimos para enfrentar el día a día.

Cuando cumplí los 18 años me seguía no sintiendo el Tom Cruise de mi barrio, pero no había gente que me lo hiciera ver así, en ese entonces era solo yo el que por creer eso seguía sumido en mi timidez. Mas ocurrió algo que cambió mi vida y que se dio todo en una misma época: me acerqué a la Iglesia, viví EJE, participé de Misiones y empecé a conocer a Cristo. Así fui descubriendo que yo era único e irrepetible y que si bien para el resto del mundo no era agradable a la vista para mí sí tenía que ser el más hermoso del mundo.

Fue así como esa idea se fue interiorizando en mí cada vez más y empecé a sentirme mucho mejor, al punto de que cada vez que me preguntan como estoy respondo (no siempre eso sí), que estoy "Rico e inteligente", no porque lo sea, sino porque así me siento y así quiero que me vean.

Físicamente no he cambiado, pero sí mi actitud frente a la vida y frente a las personas. Soy yo el que se siente seguro de lo que soy y si eso se lo puedo transmitir a los demás y contagiarlos para que ellos también se sientan seguros de sí mismos, mucho mejor. Es por eso que día a día se lo transmito a mis hijos, para que ellos el día de mañana, cuando se enfrenten a situaciones como las que yo viví sepan salir adelante y sentirse siempre los más hermosos e inteligentes del mundo.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

lunes, 30 de junio de 2014

El sueño inconcluso

Disfruto de los mundiales de fútbol desde 1986, que es cuando tengo memoria.
Ese año vibré con los goles de Maradona y su triunfo. 
En 1990 me emocioné con el Toto Schilacci en su lucha por alcanzar el título para Italia.
En 1994 los goles de Romario me hicieron verlo como el mejor del mundo.
En 1998 por fin vi a la Roja en un mundial, y disfruté con ese casi casi frente a Italia y con la sufrida clasificación a los octavos de final, pero ya sabía que Brasil nos pasaría por encima.
El 2002 el fenómeno Ronaldo quedaba inmortalizado en el planeta fútbol, y el 2006 Italia dio clase de pragmatismo para quedarse con la Copa, con polémica incluida en la final.

Hasta que llegó Bielsa y le cambió la mentalidad al futbolista e hincha chileno. Ese 2010 por primera vez los futbolistas chilenos hablaron de ganar la copa, pero otra vez apareció Brasil y todo se vino abajo, nos pusieron en nuestro lugar.

Este 2014 sentí la copa más cerca que nunca. Me emocioné con el himno nacional cantado para todo el mundo. Me sentí hincha del mejor equipo del mundo cuando con 2 goles despedíamos al campeón actual.
De nuevo apareció Brasil, pero esta vez el rival había cambiado, el hambre de triunfo hizo que todos corrieran y dieran lo mejor de sí para tener de rodillas a los que pretendían pasarnos por encima, esperando llegar a los penales para tener alguna posibilidad de eliminarnos... y lo lograron.

Recuerdo una madrugada del 2000 cuando solo en casa veía a la Roja peleando y ganando la semifinal, eso hasta el minuto 83 del partido. Camerún dio vuelta el marcador y me dejó mirando atónito como los sueños de la medalla de oro se escurrían en pocos minutos. Lloré amargamente en solitario.
También recuerdo cuando una noche de diciembre del año 2006 fui al estadio y vi como un equipo mejicano daba vuelta el marcador para dejar a Colo-Colo sin la Copa Sudamericana. Esa vez lloré camino a casa.

Este sábado abracé a mi hijo para buscar consuelo de algo que no podía entender. Él estaba con la bandera viendo los penales y yo soltaba mis lágrimas mientras lo abrazaba. Lloré con pena, no con pena de fanático, sino con pena de verdad, de aquel que ha visto pisoteado sus sueños. Sé que siempre habrá otra oportunidad y que con trabajo se logrará el objetivo, pero este año ya no fue.

Por primera vez el mundial de fútbol ha terminado de manera anticipada para mí.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

martes, 17 de junio de 2014

Sin manual de instrucciones 2

Partiré aclarando que al hablar de hombres y mujeres en este post no me refiero a la totalidad de cada género, pues siempre hay alguien al cual no le calza la descripción, sin embargo sí lo hace más del 80% de cada sexo. ¿Comprendido? Espero que sí porque allá vamos.

En el manual de instrucciones de cada hombre debería venir un capítulo especial para "El Mundial de fútbol". Cada cuatro años es un mes dedicado al fútbol, en ese mes no existen cumpleaños, reuniones familiares o cualquier cosa que signifique salirse de la concentración para ver el deporte rey.
Este capítulo del manual es muy importante, ya que la mujer no entenderá el porqué te interesa ver cada partido que hay, incluso cuando tu selección no ha clasificado a la máxima justa deportiva. Tampoco entenderá que tú quieras ver el resumen de la jornada cada noche cuando estés en casa.

También hay mujeres fanáticas del fútbol y ellas no serán un problema a la hora que el varón se siente a ver fútbol, es más, hasta te acompañará siempre con algo rico para comer y beber, esos detalles jamás se le pasan por alto a la mujer. Pero para aquellas chicas que solo ven piernas y calugas dentro de la cancha esto de sentarse a ver fútbol no es el mejor de los panoramas.

Es un mes, solo un mes, después de eso le puedes exigir a tu hombre que haga todo aquello que quedó pendiente, pero durante ese mes no le pidas salir de compras justo cuando hay partidos tan "trascendentales" como Irán-Nigeria, menos si tu hombre pidió vacaciones en su trabajo para ver los encuentros. Tampoco se te ocurra aspirar la casa justo cuando va a empezar el partido. Es más, puedes aprovechar esas horas de embobamiento para sacarle la tarjeta de crédito y partir de compras tú sola.

Ah, el manual de instrucciones es para entender al hombre, no al deporte en sí, así que no pretendas que ahí te expliquen cuando es gol, quien es el hombre que corre entre medio de los jugadores con otra camiseta, que es off side o porqué le sacaron tarjeta amarilla. Eso ya requiere de un Postgrado en Deportes Televisados que de seguro no querrás tomar.

Y si lo ves con el álbum del Mundial y pegando laminitas como niño (a veces te dirá que se lo compró al hijo, pero es mentira, a las finales es él quien quiere juntarlo) no te burles ni te enfades, solo déjalo, porque entenderlo no podrás.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

martes, 3 de junio de 2014

Educación inclusiva

Cada vez que me hablaron de la Educación inclusiva yo fruncía el ceño y opinaba que me parecía que la gente que es diferente debía ser educado diferente, pero estaba muy equivocado.
Esa persona que es diferente se desenvolverá en la misma sociedad que yo, por tanto debe estar preparado o preparada para ello, y la mejor manera de hacerlo es integrarlo a la educación tradicional.

Me costó entender el porqué la mamá de Forrest Gump hizo tremendo sacrificio para que su hijo fuera aceptado en un colegio común y no en uno especial, ella quería la misma educación para su hijo, al cual ella lo consideraba normal dentro de sus diferencias.

En Chile nos falta mucho trabajo por hacer en pro de esta integración de todas las personas que no son como la mayoría, y esto incluye también a los extranjeros que llegan a vivir en este país. Las discriminaciones no se detienen, solamente bajan su intensidad, porque para muchos el decirle "negro" a una persona de piel morena es normal, pero tal vez para esa persona eso es deprimente, y no porque no sea negro, sino porque es un ser humano, tiene nombre, tiene identidad y se ve menoscabado cuando se le trata de otra forma.

Es cierto que las personas con autismo, con síndrome de Dawn, con esquizofrenia, con bipolaridad, con sordera, o con algún otro trastorno necesitan una forma distinta de educarlos, pero lo peor sería aislarlos en una burbuja que solamente les duraría lo que demora en acabar la clase.
No son ellos quienes deben adaptarse a la educación que se les imparte, porque tienen limitaciones que por mucho que quieran, no les permitirá avanzar a la par de sus compañeros. Es el sistema educativo, son los profesores quienes deben adaptarse. Y acá también cumplen un rol importante las universidades, quienes deben incluir en la malla curricular de Pedagogía ramos que tengan que ver con la educación diferencial.

Con la reforma educacional se da un paso al quitar de los colegios el proceso de selección mediante pruebas, entrevistas y otras cosas que ya de por sí estresan a un niño o niña "normal", y con mayor razón estresarán a alguien con diferencias cognitivas.
Es un paso y se agradece, pero todavía es poco, pues no se le ha dado enfásis a la importancia de esta inclusión en cada colegio del país. No se le ha dado importancia en lo trascendental de una buena enseñanza para esta gente, lo que requiere meter mano en la preparación de los docentes.

La tarea es grande y URGENTE, pues esta gente vive hoy, no mañana, no pasado mañana, sino que es hoy cuando se le debe educar.

Te dejo un video que nos cuenta un poco de este tema:



Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

martes, 27 de mayo de 2014

Sin manual de instrucciones

"Suegrita, mándeme el manual de instrucciones, su hijo venía complicado".
Acabo de leer esa frase y vaya que me hizo sentido, porque caramba que somos difíciles de entender para el sexo opuesto. Y lo digo a nivel general, porque el varón y la mujer son tan distintos que cuesta un montón comprender la lógica con que cada uno se desenvuelve en el diario vivir.

Justamente le mencionaba a una amiga que el varón cuando tiene una pareja se autopresiona para cumplir con ciertas cosas que la otra persona demanda. Y no me refiero a que exige, sino que bien sabemos cada uno de nosotros los varones, que son cosas que le agradan a las mujeres y particularmente sabemos lo que le gusta a nuestra propia mujer. Pero debemos reconocer que nosotros no tenemos la iniciativa para hacer o decir tal o cual cosa, claro, hay excepciones, pero el hombre en general no es el príncipe azul, no es el que dice a cada rato "te amo", no es el que llega todas las semanas con un ramo de flores, no es el que le regala vestidos a su mujer. No, no nos nace y nos "presionamos" para que así sea, porque sabemos que nuestra pareja estará encantada.

Me imagino que si una mujer pide el "manual de instrucciones" a la suegra es porque no somos tan simples como podemos creer nosotros los varones, y es que en el mundo de la mujer hay cosas que no encajan, como por ejemplo:

* Si ella tiene una cara particularmente distinta a la de todos los días es porque claramente le sucede algo, y preguntarle ¿Te pasa algo? quiere decir que no sabes lo que le pasa y eso para la mujer es sinónimo de que no te interesa.
* Si cuando te sientas a ver fútbol ella te empieza a hablar de los arreglos de la casa o que quiere salir a pasear es porque no entiende que tú lo que quieres hacer es mirar como 22 varones corren detrás de un balón para encajar el gol en el otro arco. Para ella el fútbol no tiene sentido, pero comprarse 20 pares de zapatos que utilizará una vez en la vida es casi como de importancia nacional.

Así suman y siguen las diferencias entre el varón y la mujer.
Así suman y siguen esas pequeñas "complicaciones" con las que viene cada uno y que no venían especificadas en el manual de instrucciones.

En estos tiempos contar hasta 10 ya no es suficiente, intenta contando hasta 20.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

martes, 13 de mayo de 2014

La envidia sana

Los eufemismos se usan para suavizar algo que tiene una connotación negativa, a tal nivel que algunas veces se llega a justificar lo que no está bien y hasta lo hace parecer bueno.

Uno de esos casos es decirle a alguien "me da envidia sana". ¡Envidia sana!, como si sentir envidia pudiera ser sano alguna vez. Sentir envidia es desear algo ajeno y entristecerse por no tenerlo, o sea, me estás diciendo que estar triste es sano.
Y con eso se justifica el sentir envidia y se ve casi como un acto cotidiano y de buena convivencia.

También tenemos la mentira blanca. Claro, blanquita, así como bien pura, como una mentira que hace bien para el alma.
Pamplinas.
Una mentira es una MENTIRA siempre, no es ni blanca ni negra, simplemente es.
Y no me vengas a decir que hay mentiras que ayudan para que la otra persona sea feliz o para conservar la magia y bla bla bla. No, acá la mentira es y será siempre una mentira que a la larga trae consecuencias negativas, las cuales varían según la importancia de esa mentira que dijiste.
Además que si te llenas de "mentiras blancas" a la larga te ocurrirá lo de Pedrito y el lobo, cuando digas la verdad nadie te creerá.

Que el hombre afroamericano no es negro, es de color.
Que el que vive en la calle no es vagabundo, es hombre en situación de calle.
Que el hoy no es eso, se llama evento.

Suma y sigue.
Mejor las cosas por su nombre. Es ENVIDIA y es MENTIRA.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

martes, 29 de abril de 2014

Gasoducto a la confianza

Las relaciones de pareja están marcadas por momentos. El primer beso, la primera visita formal a la casa, con presentación de papá, mamá, hermano, hermana, la nana, el perro, el gato y hasta el primo bueno para las bromas. La primera vez que ocupas el baño de tu novio o novia. Guau, que momento más importante y de tanto nerviosismo, hasta te pones más nervioso que en la cena misma. Lo haces todo con mucho cuidado y ojalá sea del 1 no más, porque si lo que quieres es del 2, uf, qué valiente hay que ser. Procuras que nada suene y hasta te cuesta que "todo fluya", pues estás más tenso que cuando te presentan al papá.

Pero hay un momento en particular que es un sello a la relación, es casi como un pegamento para ambos. Y no habla de aquel momento en que te quedas en cueros y te entregas a la pasión en el ring de cuatro perillas. No, esto es mucho más fuerte, esto es un sello inviolable. Es el momento en que dejas fluir tu humanidad o simplemente ella se manifiesta con una bocanada de ti.

Cuando estando con tu pareja se te sale un gas (de dudosa procedencia) quiere decir que ya lo superaste todo. Ese momento marca un antes y un después en la relación, y no hay nada, pero nada, que lo supere.
Ese momento exacto en que se escucha aquel sonido tan característico y bombástico es el que le dice a él o ella "sí, confío en ti y quiero compartir incluso esto contigo". Es en ese minuto, cuando ves que la otra persona se ríe, que te das cuenta que la relación va en serio y que nada podrá hacerle caer (por el momento). Ese instante en que quieres que la tierra te trague y tu pareja simplemente te mira y se ríe, te hace comprender el inmenso amor que esa persona siente por ti. Ya no son simplemente novios, no, ahora son mucho más, desde ese minuto son amantes, amigos, cómplices... uno solo.

A veces es como una sinfonía y otras llega en silencio, pero se hace notar con fuerza, y vaya con qué fuerza.
Si llegaste a eso es porque lo superaste todo, y no importa que sus padres no te acepten, porque él o ella ya te aceptaron... y no solo con lo bueno.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

miércoles, 9 de abril de 2014

Colo-Colo es de todos

El día de ayer ocurrió un fenómeno en la familia colocolina que no se vivía hacía ya 4 años: las entradas para el partido del domingo se agotaron en solo horas. Y es natural, pues un triunfo albo le entrega el título tan esperado, la estrella 30.

Entonces salieron reclamando todos aquellos que se dicen hinchas y ningunean a los otros que también son hinchas pero que no siempre van al estadio. Los tratan de "clasiqueros", "exitistas", "aparecidos" y muchas cosas más, y todo porque tienen la entrada en la mano mientras el enojado no.

En este torneo de Clausura 2013/2014 fui a todos los partidos de local, pero eso no me hace más hincha que aquel que va por primera vez a este partido donde Colo-Colo se puede coronar campeón. Quedé fuera porque nunca funcionó la venta por internet y porque no estaba dispuesto a hacer filas de horas para poder comprar mi ticket. Aún así me siento tan hincha como aquel que estará en el estadio. Me siento tan hincha como aquel que no fue en todo al año al estadio porque la plata no le sobra, porque para este partido hace un sacrificio y saca sus pocas lucas para poder celebrar.

Ese hincha esforzado vale tanto o más que yo, porque también sufre cuando el Cacique pierde y celebra cuando gana. Ese hincha no quiere menos a Colo-Colo que yo, simplemente no tiene los recursos para ir cada fin de semana a disfrutar de la fiesta.

La pasión por Colo-Colo es transversal, no está reservada solo para los que hemos ido a todos los partidos, y si esta vez quedé fuera lo lamento, pero no me enojo, porque otra persona tan hincha como yo estará ese día rompiendo la voz por su gran pasión.

Colo-Colo es de todos y para todos.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

miércoles, 26 de marzo de 2014

Linchamiento público

La historia cuenta que hubo una época en la cual a las personas acusadas de brujería se les asesinaba en la plaza del pueblo para que así todos vieran el castigo y entendieran al peligro al cual se exponían si hacían lo mismo. También se lapidaron, crucificaron, ahorcaron, guillotinaron, etc., a delincuentes en distintos pasajes de la historia y en distintas culturas.

Hoy ya es habitual, al menos en Chile, ver linchamientos en plena calle a "lanzas" o ladrones que se les pilla en el acto mismo. Hasta un grupo de estudiantes agarró como pudo a un delincuente y lo dejaron más aporreado que piñata mexicana.

Pero hay otro linchamiento que me llama profundamente la atención y a la vez me asusta un poco, es la acusación pública utilizando Internet.
Recuerdo un capítulo de la serie Garfield donde nuestro querido gato decía "si aparece en televisión debe ser verdad". Ahora la premisa pareciera ser: "si se publica en Internet debe ser verdad". No hay ningún tipo de investigación, simplemente se cree lo primero que se comenta, publica o se rumorea, ya sea mediante un blog, o alguna de esas redes sociales tan utilizadas como la del cara de libro o aquella del pajarito.

Es re fácil, agarras una foto de alguien y cuentas la historia de que anda manoseando en las micros, en el metro, que es un pedófilo, que le pega a las mujeres, que trata mal a la gente, que estafa, que maltrata animales, etc. Da lo mismo si es verdad o no, siempre habrá alguien que te creerá y compartirá la noticia, llenará de improperios a la persona, publicará su nombre, su dirección y hasta podría ser golpeado por la gente que quiere "hacer justicia".
Lo terrible es que todo puede ser una mentira inventada por alguien que le tenía "mala" a esa persona y decidió vengarse de esta forma. Puede ser un despechado o una despechada que se inventa toda esta historia y le produce este tremendo daño a él (o ella) y a todo su entorno que se ve afectado.

Para los creyentes solo Dios es la verdad absoluta, todo el resto quiere acercarse a esa verdad, pero a fin de cuentas cada uno tiene SU verdad, que a veces resulta ser todo lo contrario a la realidad... pero hay gente que la cree.

¿Hasta dónde llegaremos con esto?
¿Necesitamos ver el cadáver de un inocente para que se detenga esta "viralización" de denuncias que pueden no ser reales?
Yo no digo que todas esas historias sean mentiras, pero ¿Tengo la certeza como para apoyarla y "lapidar" a este personaje?

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

viernes, 14 de marzo de 2014

Una nueva política

Chile está siendo protagonista de una constante transformación en forma y fondo de cómo hacer las cosas en cuanto a política se refiere.
Desde que volvió la democracia a nuestro país la política estuvo marcada por viejos parlamentarios con viejas ideas, y así se mantuvo por mucho tiempo.

Ahora, de la mano de los medios de comunicación de alto impacto en la sociedad, la cosa ha tomado otro color y se está renovando. Están saliendo algunos dinosaurios y llega sangre nueva, de esa rebelde, de aquella que no quiere seguir canones de principio del siglo pasado.

Pocos años atrás los estudiantes universitarios comenzaron a manifestarse por la calidad y el valor de la educación en Chile. Los líderes de ese movimiento no quisieron solo reclamar y reclamar, decidieron tomar el toro por las astas, es decir, ser quienes presentan los proyectos de ley y las propuestas directas para que esto mejore. Fue así como hoy ya están sentados en el Congreso las señoritas Camila Vallejo y Karol Cariola y los señores Gabriel Boric y Giorgio Jackson. Ellos se atrevieron y ahora están ahí, donde las papas queman.
A cambio han recibido varias criticas, porque hay muchos que dicen que se vendieron, que lo único que querían era figurar para tener poder... por favor.
¿Qué esperan? ¿Qué las leyes se hagan en las marchas?

No, hay que tomarse el poder y que mejor de una manera democrática para poder luchar desde dentro para lograr esos cambios profundos.
Algunos no les tienen fe, pero yo sí, yo confío en que podrán hacer cosas, confío en la fuerza de esta juventud rebelde que contagia a otros.

Me gusta que jóvenes como Karla Rubilar, Marcela Sabat, Joaquín Godoy y los cuatro nombrados anteriormente se metan al Parlamento para contagiar con esas ganas a quienes ya llevan tantos años durmiendo (sí, igual que sus leyes) en el Congreso.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

martes, 25 de febrero de 2014

Comentario cinéfilo: La ladrona de libros

Esta vez solo podré hacer un comentario de cine pues aún no leo el libro, que sin duda debe ser una gran historia.

La Ladrona de libros es una historia ambientada en plena Segunda Guerra mundial, en la alemania nazi donde los niños eran mentalizados para amar al Fürher, cantar lindas canciones para él y adorar los triunfos en la guerra. Obviamente, no se ve un entorno alegre, es un pueblo que vive con miedo y tratando de sobrellevar esos momentos de la mejor manera posible.

Liesel Meminger es el personaje protagonista de esta historia. Una niña que es adoptada por una pareja de más de 50 años que vivían solos pues nunca habían tenido descendencia. Ella llega a este hogar con ganas de escapar, de irse lo más lejos que pueda. Mas no esperaba encariñarse tanto con esos seres que la acogieron, la vistieron, le dieron de comer y le entregaron amor... cada uno como sabía hacerlo.

Para todo quien ha visto películas sobre nazis, guerra y judíos, sabrá que siempre son tristes, por lo que es muy recomendable llevar pañuelitos al cine y prepararse para que vuestro corazón sea remecido con esta bella historia que emociona.

Con personajes encantadores, con otros odiables, con la belleza del amor familiar y de la amistad, con la risa encantadora de Liesel, y con la gran musicalización de John Williams, será imposible quedarte impávido ante tan maravillosa lección de vida.



Buenos días, buenas tardes, buenas noches

lunes, 3 de febrero de 2014

La pasión en el deporte

Uno de los factores más importantes dentro del deporte no es precisamente el estado físico, sino que es la pasión con la que se realiza la actividad, solo eso te dará el impulso para cumplir tus objetivos y para dar más de lo que crees que puedes dar.

Es así como miles de locos se volcaron a las calles de Santiago el día sábado por la noche para dar vida a la Corrida Santiago y comenzar así lo que serán los Juegos Panamericanos 2014. Correr 10 kilómetros no es fácil, pero tampoco es imposible, y así lo demostró mucha gente que se fue a divertir aquella noche.

Y en nuestro fútbol chileno, vaya que es importante la pasión con la que se vive ese deporte. Ese ingrediente es fundamental para comenzar a ganar partidos. Se juega con otra disposición cuando se le inyecta pasión.
Así hemos visto como Huachipato, con un técnico que vive el fútbol al 200%, es un equipo que corre, que presiona, que lo intenta, que gana y que sufre cuando no logra el triunfo.
Lo mismo pasó con Universidad de Chile, que hace un mes, con los mismo jugadores que ahora, era un verdadero FANTASMA en la cancha (cualquier similitud con un extraño personaje que deambuló por ahí NO es coincidencia), le faltaba ese ingrediente extra, el más fundamental, aquel que lo resucitaría: la pasión. Y esa pasión viene transmitida desde su técnico, quien sabe lo que significa defender esos colores.

En Colo-Colo ocurrió algo similar. Como ha ocurrido en la administración de Blanco y Negro, nuevamente se cambió de técnico, pero esta vez se optó por alguien de casa, por una persona que nació futbolísticamente en esa institución y que siente al Cacique como parte fundamental de su vida. Héctor Tapia ha logrado transmitir su pasión a la cancha, a sus jugadores. No es que estén jugando en un nivel superior al resto, es simplemente que le han puesto más ganas, corren más, pelean cada balón y aunque sean malos con la pelota en los pies (si pensaste en Felipe Flores estás en lo correcto) igual le ponen fuerza, energía para recuperar ese balón que han perdido.

Cuando algo se hace con pasión, vaya que se nota.
¿Qué esperas tú para ponerle pasión a cada cosa que haces?

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

martes, 21 de enero de 2014

La tolerancia de los tolerantes

Tolerancia: actitud o proceso-situación de naturaleza social en las que se reconoce a los demás el derecho a manifestar diferencias de conducta y opinión, sin que ello implique de modo alguno su aprobación.
Esa es la definición que aparece en un diccionario de sociología de un término que muchas veces usamos y que no sabemos con certeza de qué se trata.

En el último tiempo la palabra tolerancia ha sido muy utilizada, casi manoseada, por la gente que comenta en redes sociales cibernéticas como lo son facebook y twitter. Cada vez que surge una discusión respecto a un tema ocupan la palabrita aquella como un escudo protector ante cualquier intento de que les demos una opinión distinta.
También hacen uso de esa palabra cuando quieren que aceptemos y aplaudamos cada tendencia nueva que aparece, cada falta de respeto, cada forma de expresión, etc. Es así como se autodenominan tolerantes y dejan de opinar respecto a diversos temas porque entienden que cada persona tiene derecho a actuar como se le dé la gana. No dicen nada respecto al aborto, respecto a la marihuana, les da lo mismo las faltas de ortografía o la coprolalia con la que algunos seres se expresan, aguantan que tiren balazos en su población cuando fallece un chico de pandilla (hasta aplauden el que tronen los disparos), en fin, así suma y sigue.

Pero esos mismos "tolerantes" no son capaces de aceptar que uno piense distinto, que esté en contra de ciertos actos, y entonces sacan su discurso de la tolerancia mientras se molestan contigo y te agreden verbalmente por pensar distinto a ellos. O sea, a las pailas su tolerancia.

Una cosa es que reconozca el derecho a manifestarse de la gente, pero no por eso voy a estar aprobando la forma en que la hagan y eso, según la definición de la palabra misma, no me hace para nada intolerante.
Y al que le moleste... bueno, la puerta es ancha.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

martes, 7 de enero de 2014

Comentario cinéfilo: Metegol

Si la historia hubiese sido chilena le habríamos llamado "Taca-Taca", pero como es originaria de Argentina le llamaron "Metegol".

Para quienes disfrutamos del fútbol ésta es una película imperdible, con todos los ingredientes que nos apasionan y donde las risas no faltarán.
Es una gran historia animada, pero no por ello para niños y niñas, los niños de unos años más también podemos gozar con cada uno de sus personajes. Y me atrevo a decir que para los que ya hicimos del fútbol un estilo de vida, es mucho más recomendada esta película.

En un pequeño pueblo se desarrolla la vida de un chico tímido, eterno enamorado de su mejor amiga (qué raro que eso suceda) que se mete en problemas por impresionarla a ella (cosa también muy rara de ocurrir) y demostrarle que sí puede vencer sus temores.
Él hacía lo que mejor sabía hacer: atender un bar y jugar metegol, futbolín o taca-taca, hasta que el Quico del barrio mete sus narices, le remece la vida y lo hace luchar por lo que más quiere: su chica y su juego.


¿Qué pasaría si el juguete con el que te diviertes a diario cobra vida para ayudarte en tu gran misión?
Cada uno de los jugadores de Metegol se entregará al 100% para levantar al humano con el que han compartido toda su existencia y a quien se ven en la necesidad de retribuirle todo su cariño, ayudándole a resolver el gran problema en que está involucrado su pueblo.

Una película basada en un cuento del gran Roberto Fontanarrosa, que nos lleva al mundo del fútbol, donde te puedes caer mil veces, pero siempre te levantas para volver a intentarlo. Un mundo donde existe la competitividad y el egoísmo, pero donde también encuentras la solidaridad, el juego limpio y la lealtad.

¿Lograrán salvar al pueblo?
Descúbrelo en tu cine favorito... y si ya no alcanzaste espera el dvd que ya se viene.
No te la pierdas.


Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

Share

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites