Seguir por email

miércoles, 9 de noviembre de 2011

De puerta giratoria a puerta abierta

Recuerdo la campaña del terror de la Derecha previo a las elecciones presidenciales, le daban como bombo al tema de la famosa puerta giratoria de la cárcel, que la Concertación no había hecho nada para detener la delincuencia. Lavín y Piñera prometían acabar con esa puerta... puras promesas.

Hoy, después de cumplido más de un año de Gobierno de la Derecha podemos ver que en Chile hay manga ancha para los delincuentes. Claro, estamos rebien para reprimir protestas, pero para encerrar a los que hacen destrozos o roban somos malitos. Hace unas semanas quemaron un auto y el joven que realizó esa fechoría quedó libre y sin tener que pagar los daños.
Los que saquean, rompen paraderos, hacen barricadas quedan detenidos como mucho una noche, pero ya después quedan libres, con suerte se les hace firmar.

No digo que en los Gobiernos anteriores esto no ocurriese, lo que me parece el colmo es que se le siga echando la culpa a la Concertación por las cosas que pasan hoy. Por favor, si la Derecha prometió acabar con esto que lo haga de una vez y que no se escude en excusas baratas.
Esto me suena a como cuando decíamos en nuestra época de colegio "mamá, me fue mal en la prueba, pero a TODO el curso le fue mal", eso no es más que una mala justificación para la mediocridad.

Si la Derecha prometió el cambio, si prometió una nueva forma de gobernar me preguntó yo, ¿cuándo empezará esa nueva forma? Porque hasta ahora sigue todo igual.

Buenos días, buenas tardes, buenas noches.

1 comentarios:

Tranquilo Polo: la alegría ya viene..

Share

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites